Archivos mensuales: noviembre 2010

Nutrición ortomolecular

La nutrición se tiende a relacionar más con el aspecto físico y no tanto con la salud de los órganos y tejidos.  El nuevo concepto de nutrición celular nos ayudará a entender como la salud de las células depende de gran medida de lo que ingerimos a través de la dieta y la suplementación.

Este nuevo concepto de nutrición se denomina nutrición ortomolecular. Esta nutrición tiene en cuenta que todos los tejidos tienen una estructura que depende de la cooperación entre los distintos tipos de células, y por tanto es fundamental para la salud de los tejidos y de los órganos que las células estén sanas.

En la nutrición ortomolecular se considera toxina a toda aquella sustancia que puede penetrar las células y que entorpece el funcionamiento normal del metabolismo. Hay seis grandes categorías de toxinas que son los residuos de pesticidad, los nitratos, los antibióticos, los residuos de hormonas, los hidrocarbonos policíclicos y los metales pesados.

Sigue leyendo

A bajar de peso, con la avena

Dentro de las alternativas que hay para hacer una buena dieta y bajar de peso, la avena es una opción adecuada, puesto que se pueden incorporar todos sus nutrientes y propiedades a la dieta que lleve a adelgazar.

La avena es uno de los cereales más ricos en proteínas, grasas (casi el doble que el trigo), hidratos de carbono, vitamina B1 o tiamina (necesaria para el buen funcionamiento del sistema nervioso) y, en menor proporción, aporta otras vitaminas del grupo B. Así mismo contiene minerales como fósforo, potasio, magnesio, calcio y hierro.

En cuanto a sus propiedades nutritivas, aporta 335 calorías por cada 100 gramos, 12 g de proteínas, 60 gramos de hidratos de carbono, 6 gramos de fibra, 7,1 gramos de grasas, 79,6 mg de calcio, 5,8 mg de hierro y 0,52 mg de tiamina.

Gracias a estos macro y micronutrientes, es que son tan importantes los beneficos de la avena para perder peso:

  • Es saciante: Gracias a su contenido en fibra, brinda valor de saciedad a tus comidas quitándote la sensación de hambre.
  • Es depurativa: Por esta misma razón, actúa como un laxante natural ayudándote a depurar el organismo, eliminando las toxinas que se encuentren en tu cuerpo.
  • Baja el colesterol malo o LDL y los triglicéridos: Los nutrientes de la avena captan el colesterol malo y los triglicéridos y los eliminan del organismo.

A la avena no le faltan propiedades para ayudarte a bajar de peso, por ese motivo es que se han ideado diversas dietas para este fin o también la puedes consumir de diferentes maneras como complemento a tu alimentación: como copos de avena que se pueden tomar con leche o yogur, o también como ingrediente de sopas, ensaladas y papillas; el muesli, que es la combinación con otros cereales, frutas disecadas y frutos secos; también como agua de avena que se obtiene por decocción de dos cucharadas soperas de granos de avena en un litro de agua. Se hierve durante cinco minutos y después se filtra. Se puede endulzar con miel y esta bebida se puede tomar a cualquier hora del día.

Los alimentos también pueden hacer daño

Malestar estomacal, cólicos, nauseas, fiebre, deshidratación, pueden ser muchas las enfermedades que se presenten por la mal uso y cuidado de los alimentos, hay que tener mucha precaución antes de consumirlos.

Estados Unidos es uno de los países que presenta más enfermedades por el consumo de alimentos contaminados, principalmente por bacterias, parásitos y virus. Con una estadística de 76 millones de personas anualmente.

Desde su procesamiento, los alimentos están expuestos a ser contaminados por bacterias dañinas, la carne por ejemplo, puede contaminarse mientras matan al animal, o en el mayor de los casos durante el traslado a los sitios de venta. Existen varios transportadores que no cumplen con las normas de higuiene y salubridad, lo que puede acarrear la contaminación o deterioro de los componentes de la carne.

Sigue leyendo

Cuídate de no engordar en Navidad

Pronto llegará la temporada navideña y con ella los excesos en cuanto a comida y bebida. Días malos para mantener la línea, la dieta y la salud. Las comidas y cenas copiosas, los atracones están a la orden del día y con ellos los kilos de más, las subidas de colesterol, las subidas de tensión, las malas digestiones, los empachos,… por ello en este artículo te daremos algunos consejos para que las comidas navideñas no te amarguen el verdadero espíritu de esta temporada.

Mientras cocinas: cuidado con los picoteos. Es muy frecuente que mientras estás preparando esa comida especial, te veas tentada a probar un poco de todo lo que estás preparando para tus invitados. Bueno pues te recomendamos que antes de empezar a preparar tus recetas navideñas, te prepares una bandejita con unos aperitivos ligeros para evitar la tentación de comer un poquito de todo.

Platos de carne: decídete por el pavo. Ante la gran variedad de segundos platos que llenan los libros de recetas navideñas, te recomendamos que dejes a un lado la carne de cerdo o de cordero y te pases al pavo. El pavo es más sano debido a que tiene menos grasa y menos calorías. Las carnes de cerdo tienen 310 calorías por cada 100 gr. El cordero, la paletilla de cordero, las chuletas, etc. tienen 265 calorías por cada 100 gr. Sin embargo el pavo tiene 102 calorías por cada 100 gramos. También puedes probar la carne de conejo o avestruz que es muy sabrosa y ligera.

Sigue leyendo